Share

Este post es el resumen de varias informaciones que se me han cruzado durante las pasadas semanas. Es un post que complementa un poco el pasado de adicción al celular, pero ya aplicado un poco a las parejas. Y lo que encontré es súper interesante y aprendí terminología nueva para la era romántica digital.Todo comenzó con una profesora amiga que manda por Whatsapp una información (una diapositiva de una presentación) que las personas miran sus celulares como 1,500 veces a la semana. Eso es como 214 veces al día (me imagino que “estas personas” también están pendiente al teléfono los fines de semana y por ende no lo usan 100% como una herramienta de trabajo). Y yo sé por experiencia que mucha gente publica pero más personas solamente leen, son usuarios pasivos digamos de plataformas sociales (como esa persona que seguramente conoces que tiene una cuenta de Twitter, pero nunca postea nada… pero le encanta leer lo que los otros publican).

Considerando ese público y también la audiencia en general, me topé con una información que creo que fue alguien (no me acuerdo) que dijo “las parejas felices no viven posteando en redes sociales”. Y las razones son súper entendibles pero dan también para más preguntas.

aftersex-selfies

Cuando pienso en parejas que viven posteando en redes sociales, no sé por qué pero aparece en mi mente la típica pareja pegao como un chicle, todo el día juntos pa´rriba y pa´bajo… o sea hay más espacio en un traje de torero. Parecen siameses. Cambian su status en Facebook a “en una relación” tan pronto postean su primer beso apasionado, se viven haciendo “selfies” cada 5 segundos o cada 5 metros (el que llegue primero, como la garantía de los autos nuevos), porque viven del lema “si no hay foto, nunca sucedió”. Sus salidas son 50% Facebook – Instagram / 25% Whatsappeando con sus amigos de lo que están haciendo en ese momento y un 25% mal contado generando contenido para sus publicaciones (ojo, estas estadísticas son absolutamente anti-científicos).

Personas que toman un descanso de Facebook tienden a estar un 18% más “presente en el momento”. Estudio The Happiness Institute

 

-“Ya mi amor… una para el Facebook, una para el Instagram (el mismo se re-utiliza para el Instagram Stories, solo hay que swipe down cuando a punto de sacar una foto en IG Stories). Ahora el Snap y para que vean que lo estamos pasando súper bien… es más, saca el trípode del bolsillo para hacer un Facebook Live o Periscope para que podamos mostrar a todos nuestros amigos y que sepan que tan enamorados y felices somos.”

¡Pero cuánto trabajo! Y eso que no estoy considerando las sesiones de fotografías gastronómicas si el momento incluye algo para tomar o beber. ¿Qué pasó con el famoso Carpe Diem? Robin Williams se estará mofando desde dónde está de nuestro comportamiento, loco por hacer otro especial de HBO. Entonces me di cuenta y validé lo siguiente, las parejas que podríamos decir que son “felices” a la antigua:

  1. Viven el momento. No andan pensando en su próximo header de Facebook. No ven la necesidad de postear tanto detalle en redes. Están juntos y eso es lo que importa… ¿cierto?
  2. No buscan la aprobación de nadie. Yo creo que muuuuchas personas buscan aprobación (y me incluyo… ¡culpable!) cuando postean algo. A mí personalmente me gustan los shares, pero hay otras personas que buscan comentarios… de los que podría rescatar el típico ¡“qué lindos se ven juntos” o el “se ven taaan enamorados”!
  3. Y cuando postean algo, es especial. Un viaje, un aniversario, un cumpleaños, el nuevo integrante de la familia (puede ser de dos patas o 4 patas) o uno que vi hace poco “la primera salida después del parto”, súper emocionante.

De hecho, un artículo de Business Insider resume todo esto en “hay una clara conexión entre que tan feliz estás en tu relación y cuántas veces posteas sobre ella. En una relación saludable, existen pocas ganas de estar constantemente posteando, la gracia es estar juntos, no estar escribiendo posts de lo bueno que es estar juntos”.

Ya se está manejando la idea de que un uso extremo de las redes sociales puede llevar a la depresión por la teoría de comparación social. Existe un estudio de The Happiness Institute del 2015 donde estipula que personas que no usan Facebook por una semana son más felices que aquellos que entran diariamente (o varias veces al día).

El hecho de compartir nuestra vida con nuestros amigos y familiares a veces trae más problemas que soluciones y como la vida no fuera naturalmente complicado como está, decidimos sabotear nuestra tranquilidad con las siguientes encrucijadas mentales digitales inútiles:

  • Los famosos “cotejos” azules de Whatsapp. “Si vio mi mensaje, ¿por qué no me contesta?
  • Pero, si somos pareja, ¿por qué no pone una foto nuestra de perfil?… (cómo lo tengo yo). Y si la pones en algún momento, cuándo la quites… es todo un tema.
  • ¿Por qué no me contesta los comentarios que le dejo en sus fotos? ¿Y quién es esa persona que siempre le está dando like y dejando comentarios en sus fotos?

Las redes sociales de por si nos han dejado un sentido aumentado de vigilancia el cual es absolutamente insostenible en el tiempo. Al parecer, en vez de enfocarnos en lo que necesitamos, tenemos una tendencia de enfocar nuestra atención en lo que otras personas tienen.

Y las redes sociales no van a desaparecer, van a desarrollarse más y crecer. Por eso es que es tan importante empezar a hablar sobre usarlos de la mejor manera posible. Así que aquí incluyo unos comportamientos de pareja que al parecer sacan de quicio a la mayoría.

  1. La pareja “salivava salivaviene”. El refrán popular “es mejor no comer pan en frente de los pobres” no aplica aquí. Se sacan “mil y una” fotos besándose, al final uno no sabe a qué hora duermen o comen.
  2. La pareja semanasario, mesario y aniversario. Celebran todo. Todo.
  3. La pareja bendecida. “Te amo”. “No, yo te amo más”. “Tengo tanta suerte de haber encontrado una pareja como tú, eres lo mejor que me ha pasado en mi vida y realmente me siento bendecida(o) por Dios”. Y como las instrucciones de un shampoo… aplique, enjuague y repita… a veces varias veces al día.
  4. La pareja que vive haciendo check-in. Salen a cada rato y viven haciendo “check-in”. Por razones de seguridad y que algunas plataformas han cambiado, ya no vemos tanto ese comportamiento. Gracias.
  5. La pareja del selfie. ¿Sabías que hay una “nueva tendencia” de tomarse selfies después de tener sexo? Chequeen #aftersex o #aftersexselfie en Instagram. Se lo juro. Hemos reemplazado el cigarrillo cliché por un selfie,  ¿dónde es que vamos a llegar?

    ¿Adivinen lo que acabamos de hacer?
    Adivinen lo que acabamos de hacer…. el está contento.. ella no tanto.
  6. La pareja “KDK. Viven ventilando absolutamente todo lo que le pasa. Que si pelearon anoche, lo que se dijeron uno al otro… bla bla bla. Suficiente problemas tengo yo para escuchar los tuyos… ¡gratis! Jajaja… (eso no significa que uno no da una mano amiga cuando es necesario).
  7. La pareja del hashtag. En una nueva innovación del lenguaje que la RAE seguramente sopesará… existen personas que no saben los límites en lo que hashtags se refiere. Ejemplo: #teacabasdeirdemicasayyateextrañomiamorbelloteamonomedejesnuncaporquesintinopodriaserfeliz. Llega un momento que quieres gritar… ¡mis ojos!

Estadísticas The Happiness Institute – The Facebook Experiment

  • 1 de cada 3 personas en Facebook envidian la felicidad de otros.
  • 4 de cada 10 personas en Facebook envidian el supuesto éxito de otros.
  • Personas en Facebook tienden a estar un 55% más estresados.

Glosario:

  • Dink: Double Income No Kids (Pareja con dos sueldos sin hijos).
  • Lat: Living Apart Together (Parejas que hacen todo juntos pero duermen en sus propias casas).
  • Sapiosexuales: Atracción por personas con una inteligencia muy desarrollada, es una fijación en lo mental más que en lo físico.
  • Frexting: Intercambio de fotografías un poco subidas de tono entre mujeres (amigas) pidiendo comentarios favorables.

En mi resumen, viven la vida y sean felices. Coman perdices o coman verduras. Lo importante es compartir, cuidar, alimentarse bien, hacer ejercicio y vivir en amor y armonía .

 


No pretendo ser un criticón porque todos hemos caído en algún momento, pero si te ves envuelto en un caso personal de envidia amorosa… o envidia en general…. creo que sería momento en evaluar porque haces las cosas que haces. ¡Feliz día!

Share
Show CommentsClose Comments

2 Comments

  • Nancy Llorente
    Posted octubre 24, 2016 at 11:37 am 0Likes

    Muy buen artículo, hay terminos aquí que no conocía. La pareja del selfie , KDK y el Glosario, muy buenos. A publicar menos y disfrutar más los buenos momentos y el tiempo con nuestros seres queridos.

Leave a comment