Share

Mi esposa como buena colombiana que pulula por el mundo globalizado ha oído una buena parte de los típicos chistes que se hacen a costa de los colombianos. Los más simples son en relación al narcotráfico. Los más osados son de las FARC. Pero no hay que ser genio para saber que ninguno de los dos son chistosos. La última metida de pata fue en Chile. Un sketch de televisión que causó una indignación masiva a nivel de redes sociales que saltó de plataforma y de país….

Yo “conocí” a Kike Morandé desde que tenía su programa en el Canal 4 La Red en Santiago, Chile. Desde entonces se vio que él era el típico chileno buena onda, con plata, un tremendo complejo de florero y el chiste a flor de labio. Del 4 (canal chiquito) saltó al Canal 13 (uno de los dos canales más grandes de la época) con un programa de variedades. Siempre podrías contar con Morandé para el chiste de doble sentido o con el tema polémico que pudiera causar debate entre los televidentes.

Así que no es de extrañar que la polémica visite una de sus producciones nuevamente. Aprovechando el marco de la Copa América que se celebra en Chile, en su nuevo programa una actriz que trabaja allí de nombre Belén Mora hizo varios sketchs.

El sketch que causó polémica fue la de la hincha colombiana. Aquí dejo el video para que se hagan sus propias conclusiones. Pero los adjetivos que usaron la prensa chilena y colombiana fueron “xenófobo y racista”. Con eso creo que es suficiente:

Aunque suene cliché, las reacciones no se hicieron esperar. Empezaron las quejas por Twitter y YouTube que el sketch y sus quejas correspondientes dieron con la prensa local chilena y después fue internacionalizada y viralizada por la prensa colombiana. En una movida magistral, la actriz Belén Mora publicó un video en su cuenta de YouTube que nunca lo ha usado para publicar  (fue abierta en septiembre 2013 y solo tiene dos videos publicados), pero al momento de escribir este post su video de disculpas tiene más de 230 mil vistas:

Así que la pregunta es la siguiente, ¿qué haces cuando metes la pata? Especialmente hablando si eres una figura pública, como por ejemplo Belén Mora (que sale en televisión).  Me salta a la memoria el caso de Nashla Bogaert, el caso de Pamela Sued (otra que cayó en la trampa poco inteligente del narco-humor).

En clases de Personal Branding yo expongo los dos casos locales para discusión y debate de cuál de los dos personajes hizo un mejor trabajo en resolver la crisis y siempre gana Nashla. ¿Será porque reaccionó rápido frente a la crisis? (Belén publicó su video en menos de 48 horas de emitido el sketch). ¿Será porque dio la cara y ofreció una disculpa humana y verdadera? (Viendo el video de Mora, llegué a la conclusión personal de creer que realmente estaba apenada y que nunca (como ella dice) lo volverá a hacer).

Claro, a Nashla le publicaron fotos desnudas y lo de Pamela fue una “perla” de una trilogía de metidas de pata en un corto periodo de tiempo. Son dos situaciones muy diferentes.  Por eso Nashla tuvo que salir a dar un comunicado en televisión y también acompañar la disculpa pública con una acción legal contra todas las personas y medios que estaban publicando su foto. Personalmente no conozco si Pamela Sued se disculpó con la comunidad colombiana por su comentario. Ni siquiera ninguno de mis alumnos recuerda alguna disculpa de su parte.

En resumen, siempre es mejor prevenir que curar, pero cuando el error ya se cometió, toca empezar el “damage control mode”:

  • Actuar rápido
  • Bajarle el perfil a la crisis
  • Ofrecer disculpas y solución(es)
  • Prometer no volver a cometer el mismo error (¡y cumplirlo!)

Obviamente, mucho más fácil decirlo que hacerlo. Pedir perdón nunca es una tarea fácil como podemos ver en el siguiente video:

Share