Share

Ayer en clases, tan pronto la profe @angiediaz72 empezó con los ejercicios de escritura, empezaron las rascaderas de cabeza, las tomaduras de pelo (literalmente) y las miradas perdidas al infinito…

El famoso “Síndrome de la página en blanco” con que toda persona que escribe tiene que luchar de vez en cuando.

Ayer en clases se dieron 3 tips para solucionar esto:

1.- Empieza a escribir. No importa si no sirve. Escribe primero y edita después. Escribe, escribe y escribe hasta que de pronto empiezas a caer en el ritmo y todo empiece a fluir.

2.- ¿Usas laptop? Prueba con lápiz y papel. ¿Usas lápiz y papel? Pues usa una laptop. Cambia los elementos. A veces el hecho de tocar un lápiz y papel prende un “switch” creativo.

3.- Da un paseo. Cambia de lugar, vete a escribir a un lugar diferente. ¡De pronto se te ocurren ideas nuevas! A veces las frustraciones se asocian con un lugar en específico, pero ¡también las buenas experiencias!

¿Qué haces cuando te ataca la página en blanco? Deja tu comentario con tu método, ¡podrías ayudar a alguien!

Share
Show CommentsClose Comments

Leave a comment